martes, 21 de abril de 2009

DOS AMIGOS




El rubio polaco es el Maca, Macachín, poeta y gráfico de miedo.
Anda conmigo en la vida, hace ya mucho tiempo cuando decidimos que era tiempo de empezar por los plurales.
Lo leo y lo pienso con atención, especialmente su libro segundas impre(ci)siones y aquel poema suyo sobre el perro pérez, militante sindical, testigo de cargo contra los asesinos de gerardo gatti y león duarte.
Gustavo Wojciechowski, macachín, el anverso, o reverso?, de ese asunto MACA vs MACU, o viceversa, que nos une y nos separa a la vez. Él ha sido y es un libertario, yo, una buena parte de mi vida, un hombre de partido y, de cualquier modo, un socialista sin renuncias.
Sin embargo, nos queremos, y en las que duelen, las que cuentan, siempre tenemos la suerte de ¨acabar convergiendo¨.
Estuvo en la presentación de la Bufanda, cómo no iba estar? Está siempre. está en esta foto con el Gato.
El gato es el morocho de jopillo, mezcla de jopo y de flequillo, en una visita por 20 días montevideanos.
Nos hicimos amigos por el ciberespacio, aunque creo que al principio el Gato estaba con la guardia en alto.
Después la bajó y lo empezamos a querer, todos en mi casa, muy especialmente mi hijo menor, Miguel Ernesto, dylaniano como el padre( pero no por influencia del padre).
Gabriel Tuya estuvo y se fue, pero no se ha ido de mi corazón, ni los corazones de mi casa.
Volveremos a encontrarnos cada día en la web, como en este bar donde fatigamos nuestros pulmones con cigarrillos y nuestra memoria con los más bellos recuerdos y vivencias.
A los dos, una reflexión; Hay un proverbio catalán que dice: ¨si los hijos de puta volaran, nunca veríamos el sol¨.
En un mundo así, no es poca cosa tener amigos como Ustedes.

1 comentario:

El Gato dijo...

Macu... Broder Mayor.
Leí tantas veces la frase final... Esa que dice ¨si los hijos de puta volaran, nunca veríamos el sol¨.
Gracias a gente como vos y a gente como Maca es que no se nubla. Yo me quedo tranquilo sabiéndolo. Y es más, me quedo contento. Contento de haber podido darnos ese abrazo postergado. Contento por saberte ahora como ya lo sabía, pero mejor. Mucho mejor después de conocer a tu familia. Muchísimo mejor después de haber compartido pizzas y birras con Miguel.
A veces, uno se pone a mendigar cariño, afecto, aunque más no sea... algún gesto. Y vos lo das todo, broder... todito. Amigo de tus amigos. Gracias Macu por tanto cariño, por tanto afecto y por tanto gesto.
El solo hecho de hacerme compartir esto con Maca. Salido de tu corazón. No pido más.
Solo saber que uno no se equivoca. Que va...
Canto contigo cuando decís:
En un mundo así, no es poca cosa tener amigos como Ustedes.
No Macu, no es poca cosa... que va a ser...
Un abrazo.