lunes, 23 de junio de 2008

A VECES ME PONGO ROJO.

foto de>thisa<

Milito social y políticamente desde los 14 años, no puedo negar además que he sido y soy un tipo de izquierda, en el sentido ético que le da el Gordo Osvaldo Soriano a tal calificativo.
Más aún, entre finales de 1965 y 1989, fui militante del Partido Comunista del Uruguay, a nadie se le escapa mi militancia en esa fuerza, incluso aún hoy algunos me siguen tildando de bolche.
Hace años un alto funcionario de una compañía internacional me preguntó:
¨¿Vos sos comunista?¨
Le respondí que la respuesta iba a depender del lugar del cual me hacía la pregunta, ¨si me lo preguntás desde el anticomunismo,  debo contestarte que lo sigo siendo, soy más rojo aún que el año pasado¨. ¨Ahora, si me lo preguntás de buena fe, debo contestarte que no, no soy comunista¨.
Con el Partido Comunista sólo me unen buenos recuerdos, unos seres humanos sin replica ni repuesto, como Mendiola, Juan Carlos U. y cientos de ex-camaradas que van conmigo y que me ayudaron a ser el hombre que soy.
Con el PC me une la militancia en la fuerza política, en nuestro querido Frente Amplio.
Apenas nada más.

2 comentarios:

El Gato dijo...

Macu:
Te entiendo tanto... Hoy, que el tiempo pasó y vaya que pasaron cosas en todo este tiempo, miro atrás y creo que me sigue uniendo lo afectivo. Mirá lo que te digo... lo afectivo más que lo ideológico. Hay días en los que me levanto bastante bolche, otros... los más... terriblemente anarco. Por suerte, socialdemócrata solo los domingos de tardecita frente al televisor mientras juega el Barza con una cerveza en la mano. Cuando se cayó el muro, se derrumbaron muchas "verdades" y al menos en mi caso, me sentí tan pero tan guacho... Como si se hubiera muerto alguien muy cercano. Tal como a vos, me siguen uniendo los buenos recuerdos, los compañeros con los que nos jugamos siendo unos guachitos en plena dictadura... El "Washi" colgado días y días, "Roque" aguantando el submarino y el cable allá en el cuartel de La Paloma del Cerro, aguantando y aguantando para que no se escapara tan siquiera un solo nombre. Y no se les escapó... Creo que no te lo conté antes, pero Paco Espínola era tío de mi viejo. Yo recuerdo cuando íbamos de tanto en tanto a visitarlo. Papá se encargó luego de agigantar su imagen. Será por eso que aquella frase de Paco cuando ingresó al PCU me marcaría para siempre... "Es hora de hacer por los hombres algo más que amarlos". Y poca cosa más para decir que vos no sepas... Un abrazo enorme.

PD.: Como en el verano trabajo por la noche, me levanto justito cuando comienza EL FARO. A ver si pasan algo de Carlitos Vidal...

OREJANO ORIENTAL dijo...

Para recuerdos sobre la UJC y el PCU hay que leer LOSHOMBRESGRISES.BLOGSPOT.COM